Logo BCC 2
USD Oficial
0.06%
857
USD Informal
1115
USD CCL
1126.74
USD MEP
1072.51
USD Ahorro
0.06%
1371.2
USD Tarjeta
0.06%
1371.2
USD Qatar
0.06%
1371.2
USD Oficial
0.06%
857
USD Informal
1115
USD CCL
1126.74
USD MEP
1072.51
USD Ahorro
0.06%
1371.2
USD Tarjeta
0.06%
1371.2
USD Qatar
0.06%
1371.2

FMI: tras el acuerdo técnico, el Gobierno pagará los vencimientos de esta semana con los dólares de la CAF y yuanes

Sergio Massa acordó un crédito con dos bancos y usará el swap con China. Esta mañana, antes de la apertura de los mercados, Economía prometió hacer públicos los detalles de las operaciones. El Ejecutivo afronta USD 3.480 millones y recibiría el desembolso desde el Fondo en los últimos días de agosto.

Con un acuerdo técnico con el Fondo Monetario Internacional sellado pero sin desembolso hasta después de las PASO, el Gobierno aplicará esta semana un esquema financiero particular para afrontar el pago de casi USD 3.500 millones que vencen con el organismo: incluirá dólares prestados desde un banco regional de crédito y otra entidad que nuclea a bancos centrales, más otro giro a Washington de yuanes en poder del Banco Central como parte del swap de monedas con China, ya utilizado para pagos de deuda anteriores, para importaciones desde ese país y para la intervención en el mercado de cambios.

Esta mañana, antes de la apertura de los mercados, Economía prometió hacer públicos los detalles de las operaciones de pago que se harán esta semana.

En un contexto de marcada caída de reservas a lo largo del año, la mayoría de las metas del programa con el FMI fueron incumplidas y tras más de 100 días de renegociación, quedó reconfigurado en sus metas y en la hoja de ruta de desembolsos y pagos. El directorio del organismo ingresará este lunes por la noche en receso de verano hasta el lunes siguiente a las elecciones primarias presidenciales. Solo recién de esa reapertura discutirá el caso argentino y, eventualmente, habilitará el desembolso de USD 7.500 millones.

La extensión del ida y vuelta con el staff que comenzó a mediados de abril había obligado a Economía a poner en marcha un sistema peculiar para afrontar los pagos de USD 2.700 millones a fines de junio. Esa instancia de vencimientos fue cancelada con un saldo remanente de Derechos Especiales de Giro (DEG) y con yuanes en poder del BCRA. Para los pagos previstos para esta semana –algo menos de USD 3.480 millones– el equipo económico implementará una ingeniería sui generis.

Según mencionó ayer domingo por la noche el presidente del Banco Central, Miguel Pesce, los fondos están disponibles y habrá a lo largo de la semana tres instancias de pago. “Están asegurados los recursos para pagar esta semana. Son tres los vencimientos de los próximos días: USD 2.700 millones el lunes; USD 40 millones el martes; y el viernes otros USD 700 millones”, dijo en declaraciones radiales.

“Hubo una tarea muy ardua de Economía y el BCRA para conseguir esos fondos. Se va a pagar con una canasta de monedas que involucra dólares y la moneda china y conseguimos financiamiento de organismos multilaterales y bilaterales”, mencionó el titular de la autoridad monetaria a Radio 10. Pesce anticipó, además, que la reunión del board del FMI que podría liberar el desembolso para la Argentina tendría lugar en la semana del 21 de agosto.

Yuanes, ya

La parte más sustancial del pago se hará con yuanes que todavía alimentan las reservas brutas del Banco Central, parte del swap de monedas con el Banco Popular de China. En junio se habían utilizado el equivalente a unos USD 1.000 millones de renminbí, pero Economía y el Banco Central no precisaron cuántos yuanes deberían girar a Washington como parte de pago.

En el mercado, algunas consultoras estimaron cuánto del primer tramo de swap con China ya fue utilizado de los USD 5.000 millones originales, y si eso haría necesario la activación del segundo tramo, por una cifra global similar. Según PxQ, “ya se utilizaron del tramo de ‘libre disponibilidad’ del swap con China USD 3.600 millones, con lo cual quedan USD 1.400 millones del primer tramo de USD 5.000 millones. Esta puede ser la razón por la cual actualmente el Gobierno está negociando ‘fuentes alternativas’ para hacer frente al pago al FMI”, indicó en un informe este viernes.

Sergio Massa en su último viaje a China con el ahora ex titular del presidente del Banco Popular, Yi GangSergio Massa en su último viaje a China con el ahora ex titular del presidente del Banco Popular, Yi Gang

“Si estamos en lo cierto, esto podría indicar que existe alguna limitación por parte de China para activar el siguiente tramo de libre disponibilidad por otros USD 5.000 millones. Esto también explicaría la caída en el volumen diario negociado en la rueda de yuanes en el mercado cambiario oficial. Entre el 15 de junio y el 13 de julio el monto diario promedio fue de USD 86 millones y en las últimas 10 ruedas se redujo a USD 36 millones diarios”, aseguró PxQ.

Segundo tramo

Las dudas sobre la activación del segundo tramo acordado con el Banco Popular chino en la visita que hicieron Sergio Massa y Miguel Pesce a Pekín a fines de mayo surgieron tras el recambio de autoridades que decidió Xi Jinping entre algunas de las principales autoridades del gobierno chino. Relevó, entre otros, a Yi Gang, el presidente del Banco Popular que firmó el último acuerdo con la Argentina y que ocupaba ese sillón desde 2018. En su lugar nombró a Pan Gongsheng, un cuadro técnico del Partido Comunista que tendrá que lidiar un contexto de desaceleración del ritmo de crecimiento en la segunda economía más grande del mundo.

También cambió al ministro de Relaciones Exteriores Qin Gang y, como parte de la representación diplomática, al embajador en Buenos Aires Zou Xiaoli, quien antes de su regreso a China mantuvo reuniones en los últimos días con Massa y con Alberto Fernández. Fuentes oficiales descartaron que el movimiento de piezas en Pekín ponga el acuerdo de swap en suspensión o en demora.

Consultados por Infobae, desde la autoridad monetaria no informaron si será necesaria la activación un segundo tramo de libre disponibilidad de USD 5.000 millones. “Tenemos para pagar esta semana y no nos vamos a quedar sin divisas para la actividad económica”, apuntaron.

Colchón

Incluirá para eso un colchón de dólares prestados a cortísimo plazo por parte de organismos de crédito y otra parte de yuanes del swap con el Banco Popular chino. Según aseguraron a Infobae fuentes del equipo económico, parte del pago con giros de divisas basados en un crédito del Banco de Desarrollo de América Latina (ex Corporación Andina de Fomento, CAF) y con más yuanes en manos del Central. Habrá una tercera línea, de peso menor, del Banco de Pagos Internacionales (en inglés, Bank for International Settlements, BIS).

El Bank for International Settlements (BIS) en Basel, Suiza (REUTERS/Arnd Wiegmann/File Photo)El Bank for International Settlements (BIS) en Basel, Suiza (REUTERS/Arnd Wiegmann/File Photo)

Como adelantó Infobae, el crédito puente de la CAF fue aprobado el viernes en reunión de directorio. La CAF es un organismo multilateral regional de préstamos que tiene sede oficial en Caracas y que incluye a países de América Latina y España y que es presidido por el ex ministro de Comercio colombiano Sergio Díaz Granados. Massa, como miembro del directorio en nombre de la Argentina, que es uno de los países accionistas principales del banco, participó de la reunión del board en forma remota. Allí se aprobó la asistencia para el Palacio de Hacienda, mientras el ministro hacía un paréntesis de campaña, en La Rioja.

Un fuente involucrada con el préstamo de la CAF detalló que se tratará, en rigor, de un “crédito puente de corto plazo” con el que la Argentina recibiría USD 1.000 millones para girar, de inmediato al FMI como parte del pago de intereses. “Es un depósito a plazo fijo en el BCRA con vencimiento el 30 de agosto que se realizaría mañana mismo. Cuando el FMI apruebe el nuevo Staff Level Agreement en el directorio y haga el desembolso, se le devuelve a la CAF lo que puso”, indicaron desde Hacienda. Ese paso tendría lugar, a priori, en la segunda quincena de agosto. El Fondo, de todas formas, condicionó ese respaldo final que destrabe el desembolso a la implementación de algunas políticas puntuales cambiarias y de gasto público.

“La operación aprobada servirá de financiamiento puente para que Argentina pueda continuar con la implementación del Acuerdo de Facilidades Extendidas pactado con el FMI en beneficio de sus políticas fiscales, monetarias y cambiarias, así como en favor de la diversificación y ejecución de la estrategia de deuda pública”, explicó la CAF en un comunicado el viernes tras la aprobación de la operación por parte del directorio.

“En la reunión virtual extraordinaria del Directorio se analizó la operación y se reflexionó sobre la posibilidad de que América Latina y el Caribe, a través de CAF, reaccione de manera ágil y efectiva, con sentido de urgencia y espíritu de solidaridad y confianza, a la necesidad de un país accionista. Esta aprobación es una demostración de cómo CAF cuenta con herramientas y ventajas financieras y de gobernanza considerables para ser un jugador relevante y oportuno en las decisiones globales que involucran a América Latina y el Caribe”, continuaron.

Una tercera pata en la alquimia para pagarle al Fondo Monetario hoy y mañana estará basada en un préstamo, con detalles que no se dieron a conocer, del Banco Internacional de Pagos (BIS), también conocido como Banco de Basilea o el “Banco Central de los bancos centrales”, una entidad que nuclea a distintos entidades monetarias nacionales, entre ellos el de Estados Unidos y el de la Unión Europea. Tiene como misión desde su fundación, en 1930, de colaborar en la “estabilidad monetaria y financiera a través de la cooperación internacional”.

En situación crítica de reservas, el Gobierno afronta otro pago al FMI sin contar antes con desembolsos. EFE 
En situación crítica de reservas, el Gobierno afronta otro pago al FMI sin contar antes con desembolsos. EFE

El BCRA ya tiene parte de sus reservas explicadas en un repo de con esa institución, que un informe de la Fundación Capital ubicó a fines de junio en torno de los USD 3.100 millones. Según coincidieron distintas fuentes consultadas por Infobae, la parte que provendrá del BIS para el pago al Fondo Monetario será “menor”, y que estará apoyado centralmente en la CAF y los yuanes. Durante el fin de semana el equipo económico terminó de trabajar en el detalle fino para que queden calzados los préstamos de corto plazo de ambos bancos, más la tenencia de renminbí para hacer frente a los vencimientos.

El comunicado del Fondo

“El acuerdo está sujeto a la implementación continua de las acciones de política acordadas”, mencionó al respecto el comunicado del FMI del viernes. Entre esas acciones nombró el “fortalecimiento y la armonización del régimen cambiario”, un ajuste a la tasa de crawling peg (devaluación del dólar oficial) destinado a “preservar la competitividad y respaldar los objetivos de acumulación de reservas”, tasas de interés “suficientemente positivas en términos reales”, una intervención en los mercados del dólar paralelo y de futuros “centradas en abordar situaciones de condiciones desordenadas”, entre las medidas de política monetaria.

En lo fiscal, el Fondo reclamó “mayor endurecimiento de la política fiscal en el segundo semestre de este año”. Por el lado del gasto, el FMI planteó que “siguen siendo necesarios esfuerzos para contener el crecimiento de la masa salarial, actualizar las tarifas de energía para reflejar mejor los cambios en los costos de producción, mejorando al mismo tiempo la progresividad del sistema; y fortalecer los controles de gasto a través de una asistencia social mejor focalizada y una mayor racionalización de las transferencias corrientes a las provincias y empresas estatales”.

Para la consultora Invecq, “el nuevo acuerdo con el FMI es una buena noticia para la Argentina: destrabaría el ingreso de USD 7.500 millones para mediados de agosto, descomprime un poco la tensión cambiaria, y despeja el manto de incertidumbre que se había generado en torno a las negociaciones. Ahora bien, lo cierto es que el desembolso alcanzará solo para pagarle al Fondo (de acá a noviembre vencen USD 7.300 millones, entre capital e intereses), por lo que la situación cambiaria sigue siendo sumamente delicada: reservas internacionales netas en -USD 7.500 millones sin perspectivas favorables, dólares alternativos ‘despertándose’ con una brecha que irá in crescendo a medida que se acerquen las elecciones, y un Gobierno que sigue recurriendo a las mismas herramientas (parches) de siempre”, cuestionó.

Fuente: infobae.com

Read Previous

El FMI comunicó oficialmente el nuevo acuerdo con la Argentina y llegarán USD 7.500 millones en agosto

Read Next

Neutralidad en Wall Street a pesar de las buenas noticias